jueves, 28 de abril de 2016

mis problemas

Continúo con mis altibajos anímicos y a veces
me invaden algunos pensamientos negativos
que me dejan muy destrozada.

Tengo que asumir esta parte
de la vida en la que no es todo
color de rosa ni tampoco
hay luz en mi alma.

Tal vez seamos todos recipientes
en donde la oscuridad respira

e ilusos nos engañamos
con cualquier estrella que esté

flotando en el cielo
en medio de cualquiera de nuestras noches.



19 comentarios:

  1. Tal vez, las estrellas sean luces de almas que nos alumbran con su linterna, para que sepamos que están ahí pendientes de nosotros.

    ResponderEliminar
  2. Son etapas de la vida , Amapola. Creo que si ponemos de nuestra parte y luchamos todo acaba pasando, o por lo menos, aunque no logremos la felicidad, no vivir en la oscuridad.
    Resiste y lucha.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Imagina: vas conduciendo un autobús. En las primeras paradas va subiendo gente. Tú les recoges y vas dando paso, continuando el recorrido. Entonces, algún pasajero quiere que cambies el itinerario. Tu sabes a donde vas y sigues. Ese hombre te increpa, pide explicaciones. Mientras conduces, le dices que sólo haces tu trabajo. Pero no convencidos, otros pasajeros también se quejan, te insultan! Entonces, dolida ante la incomprensión y el abuso, paras el autobús. Y te pones a hablar con ellos. La conversación pasa a discusión. Una batalla dialéctica que te va sacando de tus casillas. Son personas intransigentes y maleducadas. Y tu sigues hablando, dando razones, intentando poner orden. Nadie te escucha, todos quieren mandar. Tratas de poner orden. No hay forma. Casi todo el autobús, repleto, está enfadado. No sabes que hacer. Pierdes el control. Si tú sólo querías hacer tu viaje, si más. Que les pasa? Por qué te hacen eso?
    Lo cierto es que has parado y tu ruta se ha interrumpido. No vas a ningún sitio. Tan claro que lo tenías, ya ni recuerdas hacia donde ni en que punto te encuentras. Para colmo el mapa no aparece.
    Y si dejas de escucharlos? Vuelve a tu asiento, llama a la central xa que te recuerden el camino. Hay gente esperando a que les lleves! Ellos se merecen un buen servicio. No escuches a los chillones. Conduce, no pares. Se terminan aburriendo y bajando ellos solos de tu autobús.

    ResponderEliminar
  4. Se puede salir… A veces somos más fuertes de lo que pensamos… Pero hay que querer… Hay que poner ese granito por minúsculo que sea, de nuestra parte, para que dé su fruto…

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Hace nada he escuchado una canción sobre una poesía y me acordé de ti...es esta:

    De Jose Agustín Goitisolo.

    Tú no puedes volver atrás
    porque la vida ya te empuja
    como un aullido interminable.

    Hija mía es mejor vivir
    con la alegría de los hombres
    que llorar ante el muro ciego.

    Te sentirás acorralada
    te sentirás perdida o sola
    tal vez querrás no haber nacido.

    Yo sé muy bien que te dirán
    que la vida no tiene objeto
    que es un asunto desgraciado.

    Entonces siempre acuérdate
    de lo que un día yo escribí
    pensando en ti como ahora pienso.

    La vida es bella, ya verás
    como a pesar de los pesares
    tendrás amigos, tendrás amor.

    Un hombre solo, una mujer
    así tomados, de uno en uno
    son como polvo, no son nada.

    Pero yo cuando te hablo a ti
    cuando te escribo estas palabras
    pienso también en otra gente.

    Tu destino está en los demás
    tu futuro es tu propia vida
    tu dignidad es la de todos.

    Otros esperan que resistas
    que les ayude tu alegría
    tu canción entre sus canciones.

    Entonces siempre acuérdate
    de lo que un día yo escribí
    pensando en ti
    como ahora pienso.

    Nunca te entregues ni te apartes
    junto al camino, nunca digas
    no puedo más y aquí me quedo.

    La vida es bella, tú verás
    como a pesar de los pesares
    tendrás amor, tendrás amigos.

    Por lo demás no hay elección
    y este mundo tal como es
    será todo tu patrimonio.

    Perdóname no sé decirte
    nada más pero tú comprende
    que yo aún estoy en el camino.

    Y siempre siempre acuérdate
    de lo que un día yo escribí
    pensando en ti como ahora pienso.

    autógrafo

    ResponderEliminar
  6. La poesía es tanto sentimiento festivo, como aquel que espina. Asís se vive la vida, superando la angustia. Un abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  7. Hay que seguir luchando. Vendrán nuevas ilusiones.
    Mucho ánimo y un beso

    ResponderEliminar
  8. Dédicate a lo que te haga feliz, aunque te cueste al principio. Aunque sólo te dé al principio un poquito de alegría. Es el principio.

    ResponderEliminar
  9. Deja pasar el tiempo, obsérvate pasar frente a vos. Ya todo volverá a su cauce normal. A casi todos los que escribimos nos pasan subidas y bajadas. Es normal. Es tu sensibilidad. No abandones. MUCHOS SALUDOS.

    ResponderEliminar
  10. Esas estrellas son las que alegran la noche y agarradas a ellas entramos en el nuevo día. Besetes.

    ResponderEliminar
  11. ojalá que nuestro cariño te reconforte!

    ResponderEliminar
  12. Tiene que seguir luchando no te queda otra, después de un día nublado sale el sol.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Es momento que cambies , puesto que ha sido muy extensa la queja..
    Saludos Amapola !!!

    ResponderEliminar
  14. Déjate llevar en el sentimiento, si tienes pena llora si sientes alegría ríe si tienes miedo vívelo, yo he aprendido que es lo más sanador, aceptarnos como somos y respetar nuestros estados de animo.
    Un abrazo enorme y que tu día a día se llene de luz, alegría y ganas de vivir la vida.
    mar

    ResponderEliminar
  15. yo vivo en un eterno problema desde hace dos años.. y creía que podría salir, pero el problema no es que no podamos, sino que a veces no queremos...
    busca en tu interior... verás como si ves la solución..
    besos.

    ResponderEliminar
  16. Lo siento, flor azul.Te dejo un fuerte abrazo.🌼🌼🌼

    ResponderEliminar
  17. Estas madurando emocionalmente desde la perspectiva de tu propia palabra...sigue así...te echaba de menos, eres parte de cada lector y tu eres parte de ti. No olvides a quien te quiere pues quien te quiso tan solo es memoria y de la memoria no hay que cogerle miedo, tan solo sabiduria...
    Un beso.

    ResponderEliminar
  18. La oscuridad es la ausencia de luz.
    La oscuridad pesa y nos deja agazapados, pero cuendo la luz retoma su brillo sentimos la energía para resurgir con más fuerza.
    Ánimo y adelante, son sólo charcos en el caminos.
    Un gran abrazo lleno de entusiasmo e ilusión.
    Ambar

    ResponderEliminar
  19. Vamos Amapola, no te dejes ganar por lo negativo, eres luz y en ti hay miles de estrellas ofreciéndote en cada poema.

    mariarosa

    ResponderEliminar